COMPARTINT LES CRISIS

Hacer clases de música con bebés y sus familias es un trabajo maravilloso. Los que nos dedicamos a ello disfrutamos mucho de la actividad, acabamos las sesiones con una gran sonrisa, con la sensación de aportar algo primordial y sustancioso.

He visto, en los cursos de formación, el entusiasmo con el que la gente se forma, prepara sus sesiones, sus músicas y materiales. Los profesores de educación musical temprana realizamos nuestro trabajo desde una genuina vocación. Y es que acompañar el desarrollo musical de estas personas que acaban de llegar al mundo con sus miradas llenas de entusiasmo y amor, ver cómo esta energía va materializándose en formas de ser, de expresarse…es un regalo.

Sabemos que somos eso: acompañantes; no enseñamos, mostramos, compartimos y dejamos que suceda aquello que es propio del ser humano cuando nace y crece: aprender. Y nuestra función es proporcionar un ambiente musicalmente rico para que lo tenga que suceder, suceda y aparezcan  respuestas múltiples; acontezca la experiencia musical compartida con todas las aportaciones de los pequeños que van madurando de una manera sorprendente.

Pero a veces, no sé si os pasa a vosotros, se generan pequeñas dudas o urgencias. A continuación me gustaría enumerar -sin ánimo de ser exhaustiva y para compartirlas con vosotros- algunas situaciones que se dan en las sesiones y que pudieran vivirse como “críticas”.

Iremos proponiéndolas para el debate a lo largo de los próximos meses en AUDIT.

Para este primer mes del año me gustaría hablar del momento en que los niños empiezan a descubrir su capacidad de desplazarse por el espacio autónomamente. Su atención se centra de una manera imperiosa en poder hacer uso de ella. Eso hace parecer que pierden interés en la clase y las mamás comienzan a no saber cómo comportarse y a preguntarse si sirven de algo las clases ya que el niño parece no poner atención ni mostrar ningún interés.

¿Tenéis alguna clave para superar este momento? ¿Alguna anécdota en particular para compartir?

Ingresa a tu cuenta